Qué es Cetosis?

Nuestros antepasados, los cavernícolas, nómadas, homosapiens, comían única y exclusivamente carne, semillas y hojas.

El cuerpo del ser humano se adaptó y evolucionó para que nuestro sistema pudiera procesar y digerir incluso la carne cruda antes de que descubrieran el fuego.

Sin embargo hubo una involución en el ser humano que empezó a provocar un cambio en la calidad de hábitos de alimentación en la historia de la humanidad.

En el descubrimiento de la agricultura los seres humanos empezaron a sembrar y cosechar. Pero no sembraban carne, las personas empezaron a sembrar frutas, cereales, tubérculos, leguminosas, en pocas palabras, se dio el nacimiento a los carbohidratos. Los cuales se producían en grandes masas, eran más baratos y fáciles de producir que cuidar o cazar animales.

Y de estar en un estado perfecto de metabolización de nutrientes y optimización de grasas, el ser humano pasó a un estado más lento y en el cual el cuerpo empieza a reservar la fuente más pura de energía que es la grasa.

CULPA A LOS CARBOHIDRATOS

En cuanto el ser humano empezó a consumir carbohidratos fue cuando la perfección de poder estar quemando grasa, tener más energía y claridad mental se acabó. A partir de la revolución industrial, los carbohidratos ya no sólo estaban en forma de alimento natural, sino también de alimento procesado com azúcares añadidos. Hoy en día vivimos en una era en donde la mayoría de los alimentos contienen azúcar: almidón, carbohidratos, glucosa, fructosa y todos los diferentes nombres de azúcares.

La industria alimentaria se ha dedicado a producir alimentos adictivos, que contienen mucha azúcar, por lo tanto mucho carbohidrato, que en el último siglo ha desarrollado más muertes que todas la drogas ILEGALES juntas. En la mayoría de los super mercados y tiendas de autoservicio el 98% de los productos tienen una cantidad de azúcar y carbohidratos impresionante.

El gran problema de la obesidad, sobrepreso y enfermedades no se debe al exceso consumo de grasa, se debe al exceso consumo de carbohidratos. Al comer más carbohidratos o azúcares de lo permitido por tu cuerpo, no lo puedrá procesar lo suficiente. Al consumir carbohidratos de alto índice glicémico cómo el azúcar, ellos entran directamente a tu torrente sanguíneo mandando una señal a tu páncreas para liberar insulina y reservar como grasa ese excedente de energía proveniente de los carbohidratos. No es necesario consumir grasas para engordar, pero si tú combinas grasas con carbohidratos la cosa se pone peor, almacenas el doble de energía (grasa) y aparte tus niveles de colesterol y triglicéridos se elevan por causa de los azúcares y almidones.

VUELVE AL MODO QUEMA GRASA

Tú puedes volver a estar en Cetosis Nutricional, lo único que debes hacer es restringir los carbohidratos en tu alimentación, eliminarlos por completo y comer únicamente proteína grasa y vegetales. La alimentación cetogénica está distribuida de la siguiente forma 65% grasa, 30% proteína y 5% carbohidratos. Esa es la cantidad de macronutrientes que tú vas a ingerir de acuerdo al índice calórico que requiere tu cuerpo. Pero llegar a estado de cetosis por medio de restringir los carbohidratos puede ser en ocasiones difícil, porque ya estás acostumbrado a comer azúcar y carbohidratos todos los días, ya tienes una adicción que en ocasiones es muy difícil de quitar para poder comenzar. A pesar de que en la alimentación cetogénica se puede comer riquísimo (todo tipo de grasa y proteínas juntas), para entrar en cetosis tardarás de 7 a 21 días, en donde probablemente experimentes mucha ansiedad, cansancio, mareos, dolor de cabeza, calambres, nauseas, estreñimiento. Esto se le conoce como “ketoflu”. Pero no te preocupes, que las recomepensas son muy grandes por el sacrificio inicial.

Mantener una cetosis nutricional podría tener beneficios para la salud en enfermedades como la obesidad, diabetes, cáncer, epilepsia, enfermedad de Alzheimer, Parkinson, esclerosis lateral amiotrófica, esclerosis múltiple, autismo, migrañas, lesiones cerebrales traumáticas, síndrome de ovario poliquístico y muchas más.

Al llevar una alimentación de grasas de alta calidad, baja en carbohidratos, logrará una cetosis nutricional; un estado metabólico en el que el cuerpo quema grasas en vez de glucosa, como combustible principal.